Circa XX o XXI o hasta XXII

La nueva polémica ya está servida en Córdoba y todo a costa de la ubicación de la colección Circa XX de Pilar Citoler. El tema está en que la cesión se está demorando, ya sabéis como atda todo en Córdoba, porque no hay una ubicación que guste a la coleccionista. La Universidad proponía el futuro museo, ahora en construcción en Miraflores, del C4. Pero la Junta ha dicho que nones y ha ofrecido el Teatro Cómico como sede de la colección. Citoler dice, y con razón, que es pequeño y que el lugar está muy escondido. El Ayuntamiento ha propuesto la planta alta de Caballerizas Reales y la coleccionista no le ha parecido mal, pero afirma que el espacio necesitaría de una ampliación. Mientras han pasado ya cinco años desde que esta señora propuso dejar su colección en nuestra ciudad y , como sabréis, se ha organizado un premio con su nombre, una colección de libros con la obra de los ganadores y hace un par de años se le expuso casi toda su colección en distintas salas de la ciudad.
Es una pena que siempre andemos en polémicas estériles y que nuestras instituciones no busquen una salida a una oportunidad como esta. No obstante, y reconociendo, como dice una "amiga mía", que no entiendo de arte contemporáneo, tan sólo un poquito y de fotografía, algo raro debe estar cociéndose en este asunto. Me extraña mucho que con la crisis que tenemos encima la Junta no aproveche esta oportunidad para dar salida al problemón que va a tener con el edificio del C4. Porque cuando lo termine no se como lo va a llenar de contenidos. Incluso he leído en un foro de entendidos como proponen que la Junta debía usar el C4 como sede conjunta del Bellas Artes y de la colección Citoler, pues parece que hay sitio de sobre y se ahorraría un dineral.
No sé, quizás es que esta colección no le parezca a la Junta lo suficientemente buena para su gran edificio y nadie se atreve a decirlo claramente. Yo al menos algo intuyo que tiene que haber, porque la selección de fotografías de la colección que pudimos ver hace dos años no era nada del otro mundo. Si, mucha fotografía contemporánea y algunos nombres de postín como Fontcuberta, García Alix, Cristina García Rodero o Cartier Bresson, pero obras de segunda fila. Y hoy he oído en la radio que el total de la colección está valorada en 9 millones de euros, ya se que es mucho dinero, y aunque no todo se debe valorar por lo crematístico, la verdad es que no es tanto su valor teniendo en cuenta a los precios que hoy día se paga en el mundo del arte.
En fin, opiniones aparte, seguro que tendremos que esperar para ver una solución, solo deseo que no tengamos que ver pasar el siglo XXI o incluso llegar al XXII y tengan que cambiarle el nombre a la colección.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ladis, centenario de un fotoperiodista

José Widen, pionero de la fotografía cordobesa.