miércoles, 5 de febrero de 2020

Good es Frith. Una pieza del puzzle de la fotografía cordobesa del siglo XIX.

Frith Cía, 4473 Calle Torrijos
F.M.Good, 309. Cordova. Exterior view of the Walls of Cathedral
La historia de la fotografía, especialmente la del siglo XIX, es como un puzle al que aún le faltan muchas piezas perdidas por el paso del tiempo. Los que nos dedicamos a indagar en este periodo, recurrimos a todo tipo de recursos para intentar completar la imagen del puzle. En muchas ocasiones, el azar o la aparición de una fotografía permite hacer una pequeña contribución.

Este es el caso de las imágenes que hoy os traigo y que pertenecen al reconocido fotógrafo británico Frank Mason Good[1](Deal 1839-Phoenix Green 1928). En el año 1869[2], Good visita Córdoba para realizar uno de los reportajes fotográficos más bellos y completos de la ciudad de todo el siglo XIX. Este fotógrafo ha sido muy estudiado por mi colega y amigo, Juan Antonio Fernández Rivero, quien junto a otros especialistas creíamos que podía ser el autor de parte del catálogo español de una de las editoras fotográficas europeas más potentes del siglo XIX, y aún hoy en activo, la compañía inglesa de Francis Frith (Chesterfield 1822-Cannes 1898).

En mi último trabajo, El laberinto de columnas, ya apuntaba a esta posibilidad. Sin embargo, la adjudicación de la autoría y datación de las fotografía de la casa Frith ha sido muy compleja, ya que el propio Francis fue un destacado fotógrafo y se creía que en uno de sus viajes fotográficos a Oriente había recalado en España. Además, la Frith ya contaba con al menos tres fotografías cordobesas, fechadas entorno a 1862, realizadas por el también británico Robert Peters Napper[3](Monmouthshire 1819 Newport 1867).

F.M.Good, 297. Cordova. Door of Cathedral and College. Fachada Palacio de los Páez. 
 Es muy común entre las fotografías de viajes del siglo XIX los títulos con localizaciones erróneas, como en estos dos casos.

Frith Cía, Gateway Almodovar. Fachada del Palacio de los Páez.

No obstante, la reciente adquisición que he realizado de tres copias cordobesas de la Frith´s Company, me ha permitido cotejarlas con los originales de Good de mi colección y de otras instituciones, permitiéndome asegurar al 100% que Frank Mason Good es el autor de las fotografías, al menos de la serie cordobesa de 1869, de la compañía Frith.

Muestra de ello es la fotografía: 4473 Calle Torrijos. Una espléndida toma de la Frith en la que se aprecian tanto la portada de la Casa de Expósitos como la fachada de poniente de la Mezquita Catedral. Esta coincide, hasta en los más mínimos detalles del suelo, con la estereoscópica de Good titulada: 309. Cordova. Exterior view of the Walls of Cathedral. Idéntica circunstancia concurren con las fotografías de la editora británica: 4487 Tower Mala Muerte, y que en realidad es la Torre de los Leones del Alcázar de los Reyes Cristianos; S/N Gateway Almodovar, que es la fachada del palacio de los Páez; y Panorámica de la ciudad desde los jardines del Alcázar, todas ellas con su mimética gemela entre la colección en 3D de Good.    

Frith Cía, 4487 Tower Mala Muerte, que en realidad, y como se puede ver,
es la torre de los Leones del Alcázar de los Reyes Cristianos
305. Cordova. Tower on Torre de la Mala Muerte.

Frank Mason Good o F.M. Good, como él mismo firmaba su obra, fue un fotógrafo y viajero muy precoz; con 20 años realiza su primera gran expedición fotográfica a Perú. Tras realizar hasta cuatro viajes por Oriente para distintas empresas, se establece como editor fotográfico independiente en el 47 The Minories Street de Londres. Aunque también, colaborará con importantes empresas fotográficas, como la parisina León & Levy o las norteamericanas B. W. Kilburn y New York M Scenary.

En su amplio catálogo de fotografía de viajes, Mason realizó su propia colección española. Un trabajo confeccionado íntegramente en formato estereoscópico y que Good distribuyó tanto en tamaño convencional como en el imperial. No obstante, sus fotografías en 3D también se pueden encontrar en versión monoscópica en formato linterna mágica, distribuidas por varias compañías como la Woodbury Lantern Slides y la SciopticonTodas ellas son de una extraordinaria calidad técnica y, en la gran mayoría, otorga un gran protagonismo al elemento humano, que llena de vida sus tomas. Una estética nada propia de las limitaciones técnicas del colodión húmedo, los negativos de la época, con los que, sin duda, Mason se anticipa en más de una década a la llegada de la estética y las posibilidades técnicas del gelatino bromuro. 



Frith Cía, Vista de la ciudad desde El Barrio del Alcázar Viejo.

F.M.Good, 287 Cordova. View from Garden Tower in the Alcazar.


[1]En FERNÁNDEZ RIVERO, Juan Antonio.
https://cfrivero.blog/2015/04/07/estereoscopistas-ingleses-en-espana-frank-m-good/
[2]En FERNÁNDEZ RIVERO, Juan Antonio. Estereoscopistas británicos en España: Frank M. Good. International Journal of Film and Media Arts, 2016.

[3]En FERNÁNDEZ RIVERO, Juan Antonio. Consulta 27.08.2015:
https://cfrivero.wordpress.com/2012/06/27/robert-p-napper-espana-en-la-friths-series/

sábado, 11 de enero de 2020

El día de la Marmota.



No, esto no es un déjà vu. El año 2017 lo fui dejando y no realicé mi resumen del año. Desde entonces he tenido clavada la espinita y ahora me la he podido sacar. Aunque intentaré no volver a repetir, la verdad, ha sido una experiencia diferente. Editar un trabajo con más tranquilidad y tiempo de por medio. En fin, como siempre digo, son solo un puñado de imágenes que me gustan y espero que alguna os llegue.


miércoles, 8 de enero de 2020

Córdoba 2019, un año de foto periodismo



Un año más y tras doce duros meses de trabajo, vuelvo al blog con la selección que he realizado de lo más interesante de mi trabajo en Diario Córdoba durante esta vuelta al sol. Como siempre, no sé si es lo mejor o lo más importante del año, pero sin duda es lo que a mi más me gusta y espero que a vosotros alguna también..

miércoles, 27 de noviembre de 2019

El tissue fotográfico

La fotografía estereoscopia o 3D es una técnica fotográfica del siglo XIX. Esta utiliza una cámara de dos objetivos para realizar dos fotografías de forma simultánea y que reproducen la distancia que hay entre los ojos humanos. Luego las dos fotografías se pegan en un cartón y gracias a un visor, se observan en tres dimensiones. Esta técnica fotográfica, desarrollada por David Brewster, se convirtió durante el siglo XIX y las primeras décadas del XX en la televisión de la época para las clases acomodadas. 

Una variante de la estereoscopía es el tissue, un proceso pictórico basado en el diorama de Daguerre. Este aprovecha las cualidades semitranslucidas del papel a la albúmina, al que  se aplica una fina hoja de papel coloreado que coincide con la imagen, consiguiendo un efecto sorprendente. La fotografía se verá en color o en blanco y negro, de día o de noche, en función de la luz que reciba el tissue, directa o transmitida.

miércoles, 6 de marzo de 2019

Feliz 175 cumpleaños para la fotografía cordobesa

Imagen de la fotografía gigante de la casa Thomas que cuelga del Ayuntamiento.


Hace ya algo más de un año que os pedía ayuda para encontrar la que algunos consideramos la fotografía más antigua de Córdoba, el daguerrotipo de J. Albors de la Mezquita Catedral. Una imagen que, por desgracia, aún no hemos podido encontrar, pero que no cejo en su búsqueda. Como muchos ya sabréis, en este 2019 se cumplen 175 años de su realización. Un importante aniversario que la ciudad, gracias al Ayuntamiento, va a celebrar como se me merece la fotografía cordobesa.






Primero con la exposición Córdoba 100 fotografías para la historia. Una selección de importantes fotografías y fotógrafos que ocupan céntricos espacios públicos como la plaza de las Tendillas y la calle Capitulares. La muestra ha sido organizada por el Archivo Municipal de Córdoba dentro de la Bienal Internacional de Fotografía y permanecerá abierta hasta el día 30 de abril. Su libro catálogo lo estamos ultimando y llegará pronto.





El día 7 de marzo, en la sede de mi club Afoco, convocamos a todos los fotógrafos de la provincia y amantes del  nuestro arte para celebrar este cumpleaños con la lectura de un manifiesto y la proyección de un pequeño audiovisual que he realizado que narra los principales acontecimientos de estos 175 historia de la fotografía cordobesa.





Además, el 20 de marzo realizamos en la Mezquita Catedral, también dentro de la Bienal y con la colaboración del Cabildo, un Daguerrotipo con la técnica y los materiales de hace 175 años. Una recreación de esa primera fotografía de la ciudad en la que el daguerrotipista Juan Pedro Revuelta ha utilizado como modelo el encuadre de la imagen más antigua que se conserva de la ciudad, realizada por en 1852 por el británico E.K. Tenison.




Por último, y de nuevo dentro de la Bienal, en una conferencia he recuperado la figura y el trabajo de las primeras fotógrafas andaluzas, que fueron muchas, y su papel en la fotografía de nuestra comunidad. Si os interesa podéis saber más en este audio. Un buen puñado de actividades con las que celebramos tan singular aniversario.


jueves, 14 de febrero de 2019

La Bienal 2019 ya está aquí.



Hoy se ha presentado la 16 edición de la Bienal Internacional de Fotografía de Córdoba. Esa fecha que los amantes de la fotografía esperamos con ilusión cada dos años. Una cita en la que disfrutar de propuestas muy diversas y singulares que no se dan cita habitualmente en nuestra ciudad. En esta edición y en un primer vistazo, la piedra angular, que son las exposiciones, se encuentran dispersas en tres secciones: oficial, paralela e invitada. Y en la que la variedad es la nota dominante, aunque este año la fotografía contemporánea está muy presente, pero seguro que habrá quien crea que es insuficiente. Ya veremos las distintas propuestas, pero a mi a priori me atrae mucho la propuesta de Sandro Miller: Malkovich, Malkovich, Malkovich: Homenaje a los maestros de la fotografía.

Yo por mi parte, este año vuelvo a participar en la Bienal alentando la celebración del 175 aniversario de la llegada de la fotografía a Córdoba. Un aniversario que va a contar con un miniciclo dentro de la Bienal y que ya os iré desgranando. Aunque quizás, lo más interesante sea la exposición en la calle que abre la Bienal el 7 de marzo. Esta se ubicará en distintos espacios de la ciudad con lonas de gran formato que muestran en 100 fotografías un recorrido por nuestra historia y que contará también con un libro, todo de la mano del Archivo Municipal.

Bueno dos meses de mucha fotografía con todo tipo de propuestas y formatos, que nos convertirán, una vez más, en la capital de la fotografía al sur de Madrid.

Por cierto a estas horas la web de la Bienal ya está disponible, aunque aún sin terminar de colgar todos los contenidos.

domingo, 10 de febrero de 2019

Cara de luna.

No soy muy exhibicionista, pero aquí en 2004 con la gran Christine,
enseñándole la foto que le hice.

Hace ya unos años, que cada vez son más habituales los documentales sobre fotógrafos, tanto de grandes maestros, como de profesionales de pequeñas localidades. Una interesante forma de rescatar su trabajo y su figura. Autores que, sin más pretensiones que hacer su trabajo, nos han legado la obra de toda una vida y que con estos formatos documentales se les reconoce su trayectoria

Este es el caso de una de las grandes del fotoperiodismo del siglo XX, Cristine Spengler, de quien acaban de presentar un documental biográfico. De esta francesa, afincada en Ibiza hace ya unos años, tuvimos la suerte de disfrutarla en Córdoba cuando expuso hace unas Bienales en 2003 o 2004. Su menuda figura, su elegancia y su simpatía nos conquistó a todos los que la conocimos. Un trato que, al menos a mí, me hacen valorar aún más su enorme trabajo en zonas de conflicto. Para los que no los conozcáis, aquí os dejo su web y más abajo el tráiler del documental, que espero pueda estar pronto disponible en alguna de las mil plataformas audiovisuales de la red.