Barcelona, Ochoa de Olza y Padilla



Hoy me he levantado con la polémica de la censura en Barcelona a la foto de Daniel Ocho de Olza al diestro Padilla. Los políticos de esa ciudad la han considerado no apta para colgar en las banderolas que iban a anunciar en esa localidad la exposición del World Press Photo.

Hace ya casi 25 años que visité por primera vez Barcelona y no sólo me pareció una de las ciudades más bonitas de España sí no una de las más cosmopolitas. Hoy hace ya más de tres años que no he vuelto por la ciudad Condal y si tanto han cambiado no creo que sea por sus gentes. Es fácil echarle la culpa a los políticos, pero es triste comprobar que algunos quieran hacer respetar su cultura censurando la de los demás. Porque la fotografía y el fotoperiodismo es cultura. Cultura de uno de los lenguajes más universales. Hoy Barcelona gracias a sus políticos es un poco menos universal, menos Barcelona.

Comentarios

  1. He ido algún año que otro...pensaba ir, pero ya se me han quitado las ganas.

    ResponderEliminar
  2. Estamos en 2013. Este tipo de cosas sólo consiguen promocionar a Ochoa de Olza (de lo cual me alegro porque su trabajo es muy bueno), y Barcelona queda fatal. Si no hubiesen dicho nada, esto habría pasado desapercibido. Talibanizar la fotografía es lo que tiene.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Ladis, centenario de un fotoperiodista

José Widen, pionero de la fotografía cordobesa.